BREAKING NEWS
#Noticiales


Perfil psicológico de Angélica Rivera

Por: marzo 6, 2013 Sin comentarios

Nace el 2 de agosto de 1969. Angélica comienza su carrera artística como modelo cuando en 1987 gana el concurso del rostro de “El Heraldo de México”, periódico de circulación nacional, esto a los 17 años; para 1989 ya realizaba su primera telenovela. Es la cuarta de 6 hermanos lo que la hace libre ya que no tuvo que ser jamás la cabeza de ellos; siempre la definieron independiente y de ideas muy claras.

En 2007 participa en la telenovela Destilando amor de donde obtiene su actual apodo “La Gaviota”, y es en el 2009 donde es elegida para ser la imagen del Estado De México, en donde se dice que conoce al entonces gobernador de dicho estado, Enrique Peña Nieto. En este tiempo comienza una relación sentimental con EPN por lo que renuncia a ser la imagen del estado y por lo consiguiente se despide de los escenarios para siempre, según sus propias palabras.

En el 2010 se casa con el ahora presidente Enrique Peña Nieto y lo acompaña en toda su campaña para la presidencia en donde realiza y publica varios videos que denomina “Lo que mis ojos ven, y mi corazón siente”. Hoy  junto con sus hijas, producto de su anterior matrimonio con el productor José Alberto Castro, y los hijos de EPN forman la familia presidencial.

En un inicio se dijo que la esposa del ahora secretario de gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, sería la presidenta del DIF, y no la primera dama de México, pero al final sí fue puesta para este cargo por lo que ahora Angélica Rivera es la presidenta nacional del DIF.

Una vez más me encuentro ante el reto de analizar un rostro que a pesar de su corta edad, ha recurrido a las cirugías plásticas y al bótox por lo que las líneas y ciertos rasgos en su frente han sido borrados, así que haciendo una comparación de el ayer y el hoy, veremos lo que nos dice el rostro de La Gaviota, la primera dama de México.

A. Análisis técnico del rostro

¡Qué importante es respetar el curso del tiempo! En el inicio de su carrera artística, Rivera comenzaba a marcar en su frente las líneas de la identidad como la del intelecto. Como ya hemos visto en otros perfiles analizados estas líneas determinan no sólo nuestras situaciones vividas, sino el camino a donde nos dirigimos, pero desafortunadamente al recurrir a inyecciones cosméticas estas líneas no sólo fueron borradas, fueron limitadas al igual que su desarrollo.

Las cejas

Éstas eran gruesas, largas desde el inicio hasta el final de los ojos, lo que le permitían ser libre, se arriesgaba, de gran ambición por intentar y no detenerse ante nada. Modificó sus cejas por medio de una gran depilación, ahora las vemos delgadas y con curva; este tipo de cejas se les ve en personas analíticas que pensarán cada movimiento antes de realizarlo, calculadoras, no arriesgan tan fácil y son claras en sus objetivos, les gusta mantener la imagen que se han fabricado pero no desarrollan una visión del hoy, más bien actúan a largo plazo.

Los ojos

Los ojos con inclinación hacia la nariz y alargados, se dice en fisonomía que al tener inclinación manifiesta la ambición en una persona y al ser alargados tratará de tener el control de su entorno. Su visión será amplia en cuestión de tener la capacidad de analizar cada punto que le sea interesante.

Angélica tenía ojos alegres, alargados y continuos, ahora me llama la atención cómo éstos se notan caídos  hacia los lados, lo que dejan ver una tristeza eminente.

La nariz

Delgada con terminación en punta; las personas que tienen este rasgo son ambiciosas, les atrae lo material tienen buen olfato para generar dinero y se mantienen en posiciones en donde les sea posible estar en control de sus intereses.

La boca

Tiene el labio superior delgado y el inferior grueso, esto da un balance entre lo material y lo impulsivo, son de una mujer sensual desinhibida, que responde a sus impulsos naturales, gusta de los ambientes de confort y es posesiva. En cuanto a sus amores se trata, puede tener arranques de enojo y descontrol.

Deja ver poco de sí misma ya que su imagen le es muy importante y el cómo interactúa con los demás, al igual que en los ojos pude observar cómo ha desarrollado huecos en las comisuras de la boca; esto se desarrolla cuando la persona presenta pérdidas o dolores internos, situaciones que no pudo manejar y ya dejaron huella en su rostro.

B. Análisis técnico de la firma

Angélica Rivera comienza su firma con su inicial de nombre. Esto la hace narcisista, gusta de la atención, su identidad le está clara, sabe quién es y lo que quiere conseguir, muestra rasgos de ser celosa y posesiva. Cuando algo llama su atención tiende a lazar, tanto en su vida pública como en la privada. El punto sobre la letra i de Rivera tiene un importante significado ya que al ser como una “coma” en lugar de un punto la define, intentará rebelarse de toda presión externa, maneja el sarcasmo, y tendrá un espíritu cáustico y cínico y tendrá tendencia a la discusión y a la polémica.

La línea que sirve de base la hace determinada y concreta.

Puedo observar un punto, esto se pone cuando se quiere manifestar que reaccionará poniendo punto final a las cosas, cuando decide algo sostiene su decisión. Lo ascendente de la firma deja claro cómo siempre irá hacia arriba y conseguirá lo que desea a costa de todo.

El papel de una primera dama representa la fuerza presidencial femenina, da la imagen de familia y unión. Esperemos ver a una Angélica comprometida y con  la conciencia de que este país necesita de mujeres dispuestas a lograr un cambio y su papel en este nuevo gobierno será muy importante. La fuerza y el temperamento seguro le será muy útil en esta nueva etapa de su vida, ya que necesitamos mano dura y seguridad en la época que vivimos.

Creo yo que Angélica Rivera vive el papel más importante que alguna vez  jamás soñó interpretar.

Vilma Naranjo / @Vilmalandia

Perfil psicológico de Hugo Chávez Frías

Perfil psicológico de Joaquín Cordero

Relacionados

De fin de semana, #Gaviotagate

Angélica Rivera aparece de nuevo en ¡Hola!, y nos muestra de nuevo que no le preocupa mostrarse como una primera dama con nula sensibilidad social. ...