BREAKING NEWS
#Noticiales


¿Evidente el deterioro físico de EPN?

Por: junio 26, 2015 Sin comentarios

México, D.F.- Es preocupante y evidente el deterioro físico del primer mandatario de la nación, Enrique Peña  Nieto, tras más de medio sexenio en el poder, donde su administración ha tenido que resolver infinidad de casos, podemos señalar en este momento el caso  Ayotzinapa o el paro de los maestros de la CNTE, ¿será que todas esas preocupaciones lo llevó al quirófano la madrugada de este viernes?

En el mes de junio del 2014, el portal sinembargo tituló “¿Peña Nieto enfermo?, donde hacía hincapié que la salud del Ejecutivo Federal presentaba un deterioro físico notable.

“Su dificultad para hilar los discursos lo deja en vergüenza en importantes eventos. Sus constantes errores a la hora de hablar, denota que está medicado, que las dosis que recibe de medicinas no le permiten tener la suficiente lucidez para ejercer sus funciones cotidianas”, señalaba el portal.

Por su parte, el portal Terra México, también daba indicios que el Presidente Peña Nieto no gozaba de excelente salud y titulaba “¿De qué está enfermo Enrique Peña Nieto?

Todo fue por las declaraciones que hizo Andrés Manuel López Obrador, lo que generó sospechas sobre la salud de Enrique Peña Nieto; de inmediato, el vocero del Gobierno de la República, en aquel tiempo, Eduardo Sánchez, contradijo la versión asegurando que el mandatario estaba sano, una declaración que apagó algunas dudas, no todas.

Por la mañana, la Presidencia había informado que ante un malestar que Peña Nieto empezó a sentir en la madrugada de este viernes, acudió al Hospital Central Militar, donde a las 7:30 lo intervinieron quirúrgicamente y salió bien.

Recordemos, ésta no es la primera vez que Peña Nieto pasa por una operación. El 31 de julio de 2013 le retiraron un nódulo tiroideo que resultó benigno y no dañó las cuerdas vocales del mandatario. No fue de emergencia, como en esta ocasión, sino que se trató de una intervención programada, a cargo del otorrinolaringólogo Juan Felipe Sánchez Marle, que mantuvo al presidente hospitalizado tres días después de la operación.

Relacionados